TEISA

Temperatura del color en LED

Escala de temperaturas de color en LED

 

¿Qué es la temperatura de color de una fuente de luz? Desde un punto de vista técnico la temperatura de color de una fuente de luz se define comparando su color dentro del espectro luminoso con el de la luz que emitiría un cuerpo negro calentado a cierta temperatura. La temperatura de color se mide en grados Kelvin aunque no refleja concrétamente una medida de temperatura ya que no es más que una medida relativa.

Otra forma de definir este concepto podría ser la sensación que percibimos a través de nuestros ojos ante una fuente de luz.

La temperatura de color es algo de suma importancia para cualquier actividad dependiendo de cómo sea influye positiva o negativamente. Influye notablemente en la concentración, el rendimiento y también a la hora de descansar.

Por ello existen unas recomendaciones de que temperatura de color se debe utilizar en cada aplicación.

 

Tipos de luces en función de su temperatura de color:

 

Luz Cálida o Ámbar:

Temperaturas de color entre 2600ºK y 3400ºK. Se recomienda su uso para tiendas de ropa, boutiques o restaurantes, su calidez es adecuada para este tipo de negocios en los que la personas interaccionan entre si y donde hay un ambiente amigable, intimo, personal y exclusivo.

Luz Neutra o Amarilla:

Temperatura de color de 3500ºK. Se recomienda su uso para recepciones, salas de exposiciones o librerías. Este tipo de luz es más natural como su nombre indica más adecuada para para observar obras de arte u ojear libros por ejemplo, en un ambiente invitante y amigable.

Luz Fría o Azul:

Temperatura de color 3600ºK y 4900ºK. Se recomienda su uso para salones de conferencias, escuelas, tiendas comerciales u oficinas. Esta luz da una sensación de mayor luminosidad por tanto es la más adecuada para lugares en los que se llevan a cabo actividades que requieren una mayor atención evitando así forzar la vista, crea un ambiente fresco, limpio y eficiente.

 Luz de día:

Temperatura de color de 5000ºK o más. Esta temperatura de color sería equivalente a la luz del día. En este caso la sensación de luminosidad es mayor que en el caso de la luz fría, por lo que es la más recomendable para actividades en la atención requerida es muy alta como en una imprenta o un hospital y también en casos en los que se quiera realzar un producto como en una joyería. Crea un ambiente impersonal, dinámico y limpio.

 

Recomendaciones para ambientar una casa

 

Dormitorios:

La luz cálida sería la más adecuada para poder descansar.

Dormitorio

Salón:

Lugar en el que también se descansa pero también se ve por ejemplo la televisión sería más adecuada una luz neutra.

Salón

Baño o Cocina:

Estancias en donde las actividades a realizar requieren mayor atención la luz fría es la mejor opción.

Baño

Cocina

La luz del día:

La luz equivalente a la luz del día,  en una vivienda sería una opción acertada para resaltar alguna zona concreta de la casa o para alguna estancia o parte de esta donde se lleve a cabo una actividad que requiera una gran atención por nuestra parte.

 Vitrina

 

¿Tendrá en cuenta estas recomendaciones de ahora en adelante, para ambientar su casa o puesto de trabajo?

 

 

 

 

 
Comments

No comments yet.

Leave a Reply

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies